Productividad y GTD

El tiempo como inversión

AUTOR: Francisco Sáez
"El tiempo es la moneda de tu vida. Es la única moneda que tienes, y sólo tú puedes decidir cómo gastarla. Ten cuidado, no permitas que otras personas la gasten por ti." ~ Carl Sandburg

¿Quieres impulsar su productividad personal?

Pon tu vida en orden, sin estrés

La solución definitiva para hacer GTD®

Tu sistema GTD®, listo desde el primer minuto

Blog productivity

Prácticamente, la totalidad de lo proyectos que desees llevar a cabo en esta vida van a requerir la utilización de tiempo y dinero. Ambos recursos suelen ser limitados y suelen estar compartidos por el conjunto de tus proyectos, por lo que es necesario gestionarlos con buen criterio para sacarles el máximo partido.

Una de las características del dinero es que permite almacenar y conservar valor en sí mismo. Es decir, cuando creas algo de valor con tu trabajo y luego lo transformas en dinero—lo vendes o recibes un salario por ello—, este dinero retiene el valor de tu trabajo aún cuando su efecto ya ha finalizado. Esto hace que el dinero sea mucho más tangible y, como consecuencia, más sencillo de manejar.

Tendemos a pensar que el tiempo no posee esta característica. El tiempo pasa. O lo usas o lo pierdes. Casi de acuerdo pero, como ocurre con el dinero, además de simplemente gastarlo, tienes la posibilidad de invertirlo, es decir, utilizarlo de manera que almacene valor en sí mismo y genere intereses más tarde.

Piensa en cómo puedes utilizar tu tiempo generando valor, de forma que te permita ahorrar más tiempo en el futuro. Por ejemplo, si eres programador y empleas tiempo en hacer pruebas de calidad (no mucha gente lo hace) evitarás emplear posteriormente mucho tiempo en corregir errores y explicar los problemas a tus clientes. Si tienes un negocio en Internet, crear una página de FAQs (preguntas más frecuentes) te permitirá ahorrar mucho tiempo respondiendo las mismas dudas a muchos clientes. Si todos los meses tienes que ir al banco a pagar un determinado recibo, perder 10 minutos en hacer la gestión para domiciliarlo es un tiempo bien invertido.

En general, todo lo que implique automatizar tareas es un tiempo bien invertido. Leer, aprender o recibir clases sobre algo que usamos cada día también suele ser un tiempo bien empleado: nos permite hacerlo en menos tiempo y con más calidad, lo que a su vez nos permitirá ahorrar más tiempo en el futuro.

Ojo, que no estoy diciendo que emplear el tiempo en divertirse o entretenerse sea tirarlo. Al contrario, emplear nuestro tiempo de forma equilibrada en diferentes áreas de nuestra vida es una excelente inversión, necesaria para que funcionemos correctamente, como comer o dormir.

Lo contrario a esto es utilizar tu tiempo generando deuda. Ocurre cuando haces cosas que te comprometen a hacer otros trabajos ineludibles en el futuro. Por ejemplo, si preparas una reunión con un cliente de forma vaga, harás que aparezcan dudas y discusiones, y que los 30 minutos que estaban previstos se conviertan en 2 horas. Si construyes un sitio web con una estructura rígida, el día que tengas tráfico deberás emplear mucho tiempo modificando toda la estructura del sitio para que sea escalable.

Piensa en todas las cosas que haces a menudo y cómo puedes hacerlas mejor y en menos tiempo (o dejar de hacerlas). Emplea tu tiempo con inteligencia. Trata de generar valor y evita generar cualquier tipo de deuda. Haz de tu tiempo un activo valioso.

No hay comentarios

Los artículos se cierran a nuevos comentarios después de 30 días.

Prueba FacileThings 30 DÍAS GRATIS y empieza a vivir a tu ritmo

No necesitas tarjeta de crédito para probar. Cancela cuando quieras con un solo clic.